Me instalé en el Monte y cesaron los cuidados:
ya no ocupan mi mente pensamientos vanos;
más libre que las rocas donde inscribo versos,
me doy, cual barco sin amarras, a los hados.

Hanshan

miércoles, 16 de octubre de 2013

Primavera


A la sombra de un árbol me senté
mientras veía la primavera que se alejaba,
flores caían a mi alrededor
mientras dormida de cansancio me quedaba.

Eran lirios, eran rosas, eran amapolas,
poesía que en el viendo flotaba,
besos de amores ya perdidos
y yo perdida vivo sin tu mirada.

Oh, los jazmines que tanto te gustaban,
ahora sin flores se encontraban,
esperando la próxima primavera
y yo esperando por tu llegada.

10 comentarios:

Alejandro Pinedo Solano dijo...

Cuando te des cuenta, la primavera llegará. La primavera nunca se aleja, para la persona que se siente viva.
TRAFFIC CLUB, Fútbol y Tenis, más que un juego

Alejandro Pinedo Solano dijo...

La primavera siempre llega. Nunca se aleja para la persona que se siente viva.
TRAFFIC CLUB, Fútbol y Tenis, más que un juego

WarrioR dijo...

Un poema muy heromoso como la primavera, siempre sale la parte romantica en tus poemas : )

Saludos.

Mª Teresa Martín González dijo...

Precioso y a la vez triste. Cuando algo se aleja siempre deseamos que vuelva. Un saludo.

Javier Guirin dijo...

La primavera siempre nos inspira,mas alla de un amor perdido o un amor encontrado...

Traffic Club Javier Guirin-"Diez años para amarnos"

Fernando Ureña Gomez dijo...

Ahora que llega el frio, ya se le echa de menos el calorcito.

Traffic Club | Discoduroderoer

http://www.dicoduroderoer.es


Oscar Vela dijo...

Precioso poema... Escribes muy bien!

Saludos.

Traffic Club.

La Taverna del Mastí.

Alicia Manrique dijo...

Me trasmite muchos sentimientos este poema Traffic.club http://www.cocina-bienestar.com/

Augusto Gomez dijo...

un poema con dos lados, con solo unas palabras puede alegrarte pero con otras puede conmoverte.

traffic club
tecnologiapersonal081.blogspot.com

Josetxu Idem dijo...

Ay.. como las flores y las plantas esperan la primavera. Una pena que el ser humano no tenga esa paciencia. Saludos de Traffic Club y El Talco Negro.