Me instalé en el Monte y cesaron los cuidados:
ya no ocupan mi mente pensamientos vanos;
más libre que las rocas donde inscribo versos,
me doy, cual barco sin amarras, a los hados.

Hanshan

viernes, 26 de noviembre de 2010

Mi luna


Siempre vengo a este lugar
para admirar tu belleza
la qué durante el día
me quieres tu ocultar.

Y soñar junto a ti
una aventura cualquiera,
se tu amiga, tu compañera,
tu amante y tu mujer.

Ser solamente tuya
en nuestro amor clandestino
y que el sol no se entere
lo que hay entre tu y yo.

En el día dos desconocidas,
en la noche amantes alocadas.
Mi bella, mi amada luna,
nunca pensé amar igual.

Mientras las estrellas,
que son tus hijas,
nuestro secreto ocultaran.

3 comentarios:

PrincessJaz dijo...

waau, me encanto :) y si, tienen razon, tengo que empezar a poner distancia.. pero me es tan dificil.. :S

Me encanta como escribes, son hermosos tus poemas :) realmente llenan el alma..

Ŧirєηzє ✿ܓ dijo...

cuidado con los secretos cobijados en las estrellas...
millones de ojos las observan...y ellas brillan demasiado...

hermoso poema...

un abrazo Maria

maeglin dijo...

Ten cuidado con la Luna, no suele tener fama de guardar los secretos de los amantes.